Playa Rosada

…Las olas sonaban como el pelo mojado al viento, la tarde se dibujaba con un  lienzo amarillento sobre el verde Asturiano, la arena se extendía por toda la playa como mi mano por tu pelo, el cielo nos miraba desde su azotea y contemplaba los rayos de pasión que desprendíamos. Los abrazos duraban lo que dura la sonrisa de un niño en nuestra memoria, los besos eran humedades compartidas hasta el extremo, tus manos parecían intimidar a mi piel y tus ojos se clavaban en los míos. El tiempo se detenía en cada movimiento, el pasado estaba olvidado, y el futuro estaba a tu lado. Cada sonrisa tuya eran kilos de satisfacción, cada mueca de comodidad eran estímulos eléctricos para mi estomago. Ese momento hizo sonreír a mis ojos y mirar a mi boca, todos los sentidos eran participes de aquella tarde de placer y amor en aquel bello paraje Asturiano……. 

Espero que esta mezcla de realidad y ficción, que perfectamente podría ser cualquier tarde en cualquier playa con mi novia, os pinte un poco de rosa este viernes.

Advertisements